sábado, 17 de junio de 2017

Así es que reina la anarquía en toda Venezuela

El país hundido en su etapa más oscura, transita caminos peligrosos, más según las pretensiones totalitarias y absolutistas de quienes quieren controlar, lo que consideran será el golpe maestro del régimen, la Asamblea Nacional Constituyente ilegal que pretenden imponer

Por Alex Vallenilla / @alexvallenilla

Esta oscura etapa de Venezuela, es producto de que el país ha caído en la anarquía. El régimen de Nicolás Maduro, no termina de imponer una dictadura como es debido, y a la población se la ha hecho difícil desalojar del poder al mismo. La razón es que el régimen aun tiene el control de las armas y la lucha en la calle es desventajosa en ese sentido, aunque numéricamente, el pueblo tiene sendas fortalezas pero poco coordinadas o aprovechadas políticamente.

La tragedia social es imperdonable, no hay gobierno. Cualquier ciudadano venezolano está desamparado en todos los aspectos, el país sigue “funcionando”, lo poco que está, por inercia, porque todavía existe un empeño de un sector de la sociedad de mantener sus horas de trabajo, estudios y una vida civil común y corriente como la de cualquiera en el mundo. Aunque siempre toparán con los efectos de la crisis, desde la escasez de alimentos, medicinas, inseguridad, caos generalizado en las calles, enfrentamientos entre manifestantes y policías, saqueos, “plantones”, marchas, censura, Internet lento, telecomunicaciones en crisis, bancos colapsados, sistemas de transporte paralizándose, sin agua en muchas ciudades, con cortes de energía eléctrica, el alto costo de la vida, además de un régimen al que indolentemente, nada de esto le importa, salvo lo de mantenerse en el poder como escudo para evitar la cárcel y la justicia.

La anarquía está en el régimen. Se ve claramente por ejemplo, con la represión que aplica un sector oficialista. En recientes declaraciones, el general Padrino López advertía a los guardias nacionales, que no debía cometer atrocidades contra los ciudadanos en las protestas, luego que se demostrara, que aparte de que las fuerzas públicas son tolerantes con la presencia de civiles armados –mercenarios- en medio de las manifestaciones, quienes han sido vistos y grabados disparando, saqueando, incendiando y enfrentando a los manifestantes que luchan por la democracia, y no son detenidos puesto que son presuntamente pro oficialistas, los militares han estado atacando a la prensa, a quienes graban videos y hacen fotos con sus cámaras, robando a los manifestantes y transeúntes pertenencias personales, rompiendo portones de residencias, violando la propiedad privada al dañar vehículos en estacionamientos en conjuntos residenciales, como castigo a los manifestantes, además de la saña contra los heridos, muertos y la ola de detenidos con allanamientos ilegales, sin orden judicial. A lo que el ministro de la Defensa se refirió de “atrocidades”, dejó claro que él no es quien ordena reprimir, puesto que la GNB, cuando sale a la calle en materia de orden público y lo explicó la Fiscal Luisa Ortega, tiene funciones policiales, y queda bajo el mando del Ministerio del Interior y Justicia, bajo control del general radical, Néstor Reverol, entiéndase lo que dijo Padrino López, como una acusación.

En el PSUV, las divisiones siguen profundizándose, no sólo se ha consumado la división entre maduristas y chavistas, debido a que el madurismo pretende cambiar la Constitución, que dejó Hugo Chávez como “legado”, sino que en el madurismo, surgen fuertes rivalidades, entre las facciones que lideran Cabello, Jaua, El Aissami y Maduro, para ver quién controla la Asamblea Nacional Constituyente, si es que logran hacerla, el desorden en el oficialismo, entre sus dos facciones principales y ahora con la nueva guerra silenciosa entre el grupo pro cubano, liderado por Jaua y los militares sancionados, que tienen en Cabello a su “líder”, tienen efectos demoledores en el resto de la sociedad, porque el gobierno ha desaparecido en la práctica, no hay atención pública, no hay servicios públicos, los presupuestos no están adaptados a la realidad, en materia económica, el país tiene una economía de guerra, los precios en las calles son una incertidumbre total, el transporte público no funciona como es debido, las policías están atadas de manos en materia de seguridad, pero dispuesta a disparar a mansalva a los estudiantes, los manifestantes toman cualquier calle, a cualquier hora y se produce un caos que es cotidiano.

La represión ordenada por un sector del régimen, el radicalizado, es criticada por otro sector más moderado, uno interfiere con el otro en las acciones, una situación que más temprano que tarde saldrá a relucir en lo público.

En el lado opositor surge una situación similar, por una parte los gobiernos locales, hundidos en la crisis económica no tienen manera de sostener las gestiones, los partidos políticos mantienen las diferencias por candidaturas, surgen grupos radicales auto denominados “Resistencia”, que plantean la lucha frontal sin direccionamiento de partidos políticos, incluso les adversan en algunas regiones, pero también sin coordinación, sin un liderazgo perceptible, de hecho la confrontación de calle es anárquica. Esto es un verdadero desastre, Venezuela transita situaciones parecidas a la Crisis del Siglo III, a la de Somalia, la anarquía en Albania, mientras del lado del oficialismo, surge en esta situación el siniestro plan de Cabello, al querer ser quien dirija o tenga bajo su control la Asamblea Constituyente que ilegalmente el régimen ha convocado.

Cabello aspira ser el líder de esta instancia y ha dicho bien claro, que cuando termine el conteo de días que lleva, al tener la ANC-ilegal, aplicará “justicia”. Realmente Cabello pretende extender, sin saberlo, la situación anárquica, porque quiere instaurar una etapa que será similar al Reino del Terror de Maximilien Robespierre, que también fue anárquico por el enfrentamiento entre facciones. El ex diputado ya ha ofrecido cárcel a toda la oposición democrática, al chavismo que se enfrenta actualmente al madurismo, antes tendrá que asegurarse que el régimen podrá implementar la ANC-ilegal, que desde ya no es reconocida por el mundo. Labor nada fácil para este. 17/06/2017

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchísimas gracias por dejar sus comentarios

FreeBitcoin