martes, 25 de julio de 2017

Amenazas de Trump contra el castrocomunismo en Venezuela son serias

En los mercados de deuda los inversores y especuladores huyen a cualquier precio de los títulos venezolanos, en la especulación de que el régimen castrocomunista no se detendrá en imponer la “asamblea constituyente”, lo que provocará sanciones económicas que generarán un desastre económico en el país, de consecuencias muy graves

Por Alex Vallenilla / @alexvallenilla

Según como se están moviendo los mercados, la especulación de que una situación explosiva en Venezuela se presente, en el marco del desarrollo de la elección de la “asamblea constituyente”, tiene altas probabilidades, de hecho, las situaciones de violencia desbordada podrían ser antes y en marco del mismo proceso, el cual al no detenerse, conociendo la naturaleza estalinista del castrocomunismo, haría que la semana siguiente la situación sea de circunstancias mucho más extremas.

Nadie cree en Rodríguez Zapatero, a pesar que ha logrado que el régimen diera casa por cárcel al dirigente de Voluntad Popular, Leopoldo López, el evento no contribuyó en que la situación tensa, aflojara un poco. El régimen buscaba que la presión bajara, pero no se logró. Visto en el mercado de divisas, el dólar debió ceder un poco, porque haber permitido que López regresara a su casa, significaba que detrás hay un proceso de negociaciones, que pudiera interpretarse como un giro en la dinámica que hay actualmente, lo que pudo haber hecho pensar que una negociación ayudara a estabilizar al país y bajar los efectos de la crisis. No ocurrió, el efecto “López” no se produjo, lo que tiene dos lecturas, o no hay ningún proceso de negociaciones, o el que hay es sumamente endeble. Los operadores de los mercados debieron reaccionar, los inversores, asumiendo posiciones especulativas por lo menos en el mercado de deuda venezolano, ante la especulación que la situación de normalidad en Venezuela pudiera estar teniendo bases y ha sido al contrario, el riesgo sigue subiendo.

Por el lado contrario, en lo que si creen los inversionistas, es en las amenazas de Donald Trump, quien ha dicho que aplicaría sanciones económicas a Venezuela y a otros funcionarios si el régimen castrocomunista aplica la constituyente. Los mercados se han movido y se ha sentido en las cotizaciones de los bonos de deuda de Venezuela y Pdvsa. La caída se registró el pasado jueves con un retroceso adicional del -1,82% de manera conjunta. Hay que tomar en cuenta que desde que Nicolás Maduro anunció la asamblea constituyente, los bonos han caído -10,42%, lo que indica que los inversores huyen de los valores venezolanos, en total desconfianza no sólo a los efectos y el impacto que tiene implementar tal instancia, sino a las medidas que habrá contra su régimen, tal como ya lo han señalado desde Mercosur que procederían con la expulsión de Venezuela de esa asociación.

Trump ha amenazado con sanciones, diversos analistas especulan que estas serían la suspensión de compra de petrolero a Pdvsa o no permitir el uso de la petrolera venezolana de la divisa norteamericana para sus operaciones. Hasta ahora es una amenaza. En el mercado extranjero se la han tomado en serio y de manera desesperada se deshacen de los títulos venezolanos porque el impacto que tendría tal medida, indudablemente produciría el impago de deuda este mismo 2017. Incluso los operadores locales, manifiestan con sus movimientos en divisas, desconfianza total en la propuesta de la asamblea constituyente, desde que Maduro la anunció, el dólar paralelo saltó desde Bs 4.000 hasta Bs 8.500.


De llevarse a cabo las sanciones que especulan los analistas, el efecto en Venezuela sería demoledor, produciendo un caos generalizado. Lo primero es que al suspenderse el envío de componentes para fabricar gasolina en el país, eso paralizaría la industria de la refinería y el desabastecimiento de combustible sería generalizado. La falta de gasolina golpearía con mucha fuerza las mafias del contrabando, que manejan al menos unos 8 mil millones de dólares al año en gasolina hacia Colombia, que a cambio ayuda a que el vecino país surta a los venezolanos de alimentos, al acabarse el incentivo de la gasolina barata, el precio de los alimentos traídos desde el otro lado de la frontera se dispararía sin un techo definido o se paralizaría, puesto que al no haber gasolina, los colombianos no recibirían más bolívares para esas operaciones. Las islas del Caribe sufrirían un impacto de inmediato, al suspenderse el envío de petróleo, al igual la isla de Cuba. Los tenedores de deuda de Venezuela y Pdvsa, dejarían de cobrar intereses porque la declaración de impago de deuda se produciría en caso del embargo hipotético. Sin agregar, los efectos en la banca venezolana, la cual ya atraviesa sendos problemas de ganancias contra la inflación. 24/07/2017

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchísimas gracias por dejar sus comentarios

FreeBitcoin