viernes, 2 de enero de 2015

Ramírez, Pdvsa y el Banco Espírito Santo

La petrolera venezolana perdió US$ 1 millardo en acreencias en el banco, según la prensa española

Luego que Pdvsa perdiera en la quiebra del Banco Espírito Santo en Portugal, más de US$ 1.000 millones, llegó su destitución, fue la razón por la cual Nicolás Maduro, decidió sacarlo de la conducción de la petrolera venezolana. Al menos así lo aseguró el periodista español David Placer, quien señaló en un reciente reportaje, que obtuvo la información de fuentes de la estatal, que pidieron no ser identificadas.

La empresa constructora china para petroleras, Wison Engineering Services Co, había ganado en 2013 el contrato de conversión profunda de la refinería de Puerto La Cruz, en Anzoátegui, para aumentar la capacidad de refinación de esa planta.

Esta empresa no contaba con capacidad para asumir la magnitud de este proyecto y consiguió financiamiento con la familia Espírito Santo a través de su banco. La operación se logró gracias a la participación de los “tiburones” de Goldman Sachs, banco que prestó a través de una firma en Luxemburgo, US$ 835 millones a la constructora china, propiedad de Hua Bangsong, hoy preso en su país.

Pdvsa también había sido acreedora del Espírito Santo, y según reportes de la firma auditora KPGM, el banco tenía cartas de compromisos de pago con la petrolera por el orden de US$ 300 millones. Sobre este caso ninguna autoridad venezolana, ni de la estatal se ha referido pública ni oficialmente.
En la caída del banco portugués, perdieron los banqueros de Nueva York, quienes habían titularizado esa deuda y la iban a ofrecer en los mercados financieros, hoy esos bonos no valen nada. El contratista quedó preso, por sobornos para ganar contratos. Ramírez quedó fuera del control de Pdvsa y esta perdió la suma estimada por Placer.

El proyecto de conversión profunda en Puerto La Cruz, según datos de la propia Pdvsa lleva 40 % de avance, sin embargo, el secretario ejecutivo de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros (FUTPV), informó que “hay debilidad en el avance de la obra, porque hemos visto que están prescindiendo de personal sin concluir las fases que están en proceso”. Esto permite deducir que este proyecto pudiera detenerse en cualquier momento.


Lo anterior coincide con la importación de crudo liviano y nafta de parte de Pdvsa empezando octubre y una segunda subasta de 300 mil bpd de componente para fabricar gasolina, que reportó Reuters. 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchísimas gracias por dejar sus comentarios

FreeBitcoin